Traqueteo en el baño

Las parejas deben ser creativas para mantener viva la pasión y evitar caer en la rutina. Todo espacio es indicado para tener sexo: la ducha no es la excepción. Es un lugar donde la pareja puede apreciar la desnudez y despertar el apetito sexual.

Según los especialistas, esta práctica tiene sus ventajas porque el agua, además de quitar las impurezas en la piel, produce sensaciones placenteras, sumado a la frotación de tu pareja.

El hombre puede acariciar de pie a cabeza a la mujer y viceversa. Es el momento para realizar el sexo oral y posiciones sexuales para continuar con el encuentro sexual y así echar a volar la imaginación.

El agua contribuye a elevar la autoestima y la confianza en tu cuerpo. Es una excelente manera de relajarse para empezar el día. Sin embargo, esta práctica tiene sus desventajas porque el piso está mojado y es más resbaladizo, por lo que deben tener cuidado para evitar algún accidente.

Solo tenés para sujetarte la pared y con el agua uno debe ser precavido. El baño puede ser la antesala a una experiencia inolvidable, podés pasar a la cama para seguir disfurtando de tu pareja.

Experimentar más posicicones para obtener placer y alcanzar el orgasmo. Después del traqueteo podés recobrar energías con un buen desayuno para comenzar la rutina laboral.

Otras Noticias